Cuestión de confianza

Opinión publicada por Juan Iranzo, Vicepresidente del IEE, el 16 de enero en La Razón

 

El fuerte incremento de la competitividad de nuestras empresas, consecuencia de un decidido ajuste de costes, es la razón que se esconde tras
el despegue de nuestras exportaciones, que a su vez ha permitido compensar en parte la caída de la demanda interna y ha apoyado el equilibrio de la balanza por cuenta corriente. En efecto, después de catorce años no es necesario apelar a la ? nanciación exterior: la fuerte reducción del dé?cit público, la reestructuración del sistema ?nanciero y la reforma laboral puesta en marcha por el Gobierno han conseguido que la percepción y la con?anza en la fortaleza de nuestra economía mejoren signi?cativamente en el extranjero. Este cambio de tendencia se ha manifestado en la progresiva reducción de la prima de riesgo y el retorno, desde septiembre, de la inversión extranjera.